ES DE LOCOS…

cover8

Míralo, hijo. No quiero verte de la misma manera.

Ni lo pienses, madre.

Sufre tanto y su tristeza la traga en silencio para no lastimarnos. Es tan frágil, después de romperse el lomo en las catacumbas burocráticas del Ministerio de Inmigración y Ciudadanía. Imagínate, hijo. Desde las diez de la noche a las seis de la mañana. De domingo a viernes.

¿Y todo por qué? No quedar desamparados y así sobreponernos al exilio.

Y me preguntarás, Aristóteles, de cómo tu padre decidió comprometer nuestra libertad por este inmueble con cuatro ventanales y balcón sin macetas o jaulas periqueras.

Primero, déjame decirte, recibimos el ofrecimiento del corredor de bienes y raíces. Muy parlanchín, de origen argentino. Después de visitar cuatro departamentos, optamos por este. Tu padre dijo que le recordaba la casa del rector de la Universidad de Caracas, donde daba clases.

Segundo: monsieur Ardila nos contactó con los propietarios. El convenio se concretizó antes de presentarnos al banco y gestionar el crédito.

Tercero: el banco comprobó nuestros ingresos anuales. Además de exigirnos cinco mil dólares iniciales para el primer pago de la hipoteca.

Imagínate, hijo, cuando le entregamos a los  Berger el cheque de doscientos cincuenta mil dólares. Ellos son los propietarios de cuatro restaurantes de alta cocina.

Desde ese instante nos convertimos en rehenes del banco. Durante treinta años estamos obligados a depositar mil doscientos dólares mensuales. De no cumplir con el contrato, el departamento podría ser recuperado por la institución crediticia. Perderíamos el dinero que hasta ese momento hubiésemos abonado.

Es de locos, hijo mío.

De ahí que el aparente confort tiene sus sacrificios. Rigo fue muy insistente en ello.

Es como si pagaran la renta en una casa decente, pero a diferencia, ahora pagan una propiedad…Véanlo como inversión.

El problema no era tan fácil, se lo dije a tu padre. Ahora tenemos que darle mantenimiento al inmueble, palear nieve cada invierno y pagar los servicios de agua, energía eléctrica, bomberos, estacionamiento e impuestos a la ciudad, provincia y federación. Y un seguro contra incendios y daños a terceros.

Y los gastos por poseer una camioneta para el trabajo. Nos sangran, hijo.

El seguro de vida, su mantenimiento y combustible significan pagar otros seiscientos dólares mensuales.

Por esa razón, al comentarle a tu padre que la derecha venezolana desde el martes 5 de enero de 2016, presidiría la asamblea nacional y el adeco Henry Ramos Allup sería su presidente, me pidió que evitáramos abordar el tema.

Tenemos tantos problemas, Aristóteles, que meternos más mierda en la cabeza podría hasta enfermarnos.

El tema quedó subsanado.

Lo ocurrido en Caracas jamás volvió a mencionarse durante el día. Clara me habló por teléfono. Lo primero que dijo fue que los adecos y sus ciento doce diputados —tres impugnados por el chavismo— en seis meses intentarían derrocar al presidente de la república, Nicolás Maduro y liberar a setenta y dos presos políticos involucrados en asesinatos, sabotajes, conspiración y fraude.

Ramos Allup fue uno de los copartícipes del caracazo de 1989 y el responsable directo de nuestro exilio.

De ahí mi interés de comentarle a tu padre lo dicho por mi hermana.

No quiero que termines así, como él, Aristóteles.

Olvídalo madre, no tengo problemas… Me tranquiliza saber que ustedes viven en Quebec, lejos de Venezuela y su violencia.

Aguarda, hijo, parece que ya regresó tu padre de la limpieza.

Sí, es él. Pobre, ya son casi las siete de la mañana.

Todavía tiene que palear la nieve de la entrada.

 Buenos días, hijo…descansa donde estés.

HEMEROTECA: en busca de Bolivar – user

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s