EGO

vuelaHas tu talacha, pensante,

sin quejumbres o reproches;

deja de ser militante

de la fama y sus derroches.

Insiste, ve hacia adelante,

nunca doblegues la espalda

como el poeta ermitante

de frac, champaña y guirnalda.

Evita ser cocoliso

del pacifista agresivo

y  su pellejo calizo.

De lo cierto o relativo,

y en la charca de Narciso

terminas siendo cautivo.

HEMEROTECA: La rebelion de las masas – Jose Ortega y Gasset

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s