Categorías
PANDEMOARIOS

RULETA RUSA

pandemoarioDe piel moriega

y en caperuza

la muerte juega

ruleta rusa.

 

En bata blanca

y cubrebocas

la historia arranca

o te sofocas.

 

Los dos pulmones

limpian la sangre

y hay virus-drones

con un palangre.

 

Pescan viejitos

los muy canallas

para sus ritos

por antiguallas.

 

De piel moriega

y en caperuza

la muerte juega

ruleta rusa.

 

Los héroes vagan

en su rutina:

mean y cagan;

casa y cantina.

 

En consultorios

y hospitales

hacen jolgorios

como mortales.

 

Llega diciembre

y el Covid oculto

arma la urdiembre

del insepulto.

 

De piel moriega

y en caperuza

la muerte juega

ruleta rusa.

 

Nadie lo espera

en nuestra casa;

la raza entera

es una masa.

 

Juntos protestan

rien apretados;

cines se atestan

centrifugados.

 

Bares piadosos

curan sus penas

y el vino acuoso

corre en sus venas.

 

De piel moriega

y en caperuza

la muerte juega

ruleta rusa.

 

El héroe en bata

aun descansa.

La vida es grata,

todo le alcanza.

 

Si es casado

y tiene hijos

está asolado

por los alijos.

 

Laboratorios

hacen su agosto,

los consultorios

pagan el mosto.

 

De piel moriega

y en caperuza

la muerte juega

ruleta rusa.

 

El virus vaga

en cielo raso

y en esa saga

arma el parnaso.

 

Es invisible

el muy canalla;

Será imposible

ponerle valla.

 

Mira del cielo

Conglomerados.

Afina el vuelo,

habrá cazados.

 

De piel moriega

y en caperuza

la muerte juega

ruleta rusa.

 

Y entonces llega

la fiebre extraña

un sol trasiega

piel y entraña.

 

La alarma cunde

por la presencia

de algo que funde

aire y conciencia.

 

Y la tragedia

a nuestro hogar.

Un mal asedia

al vagabundear.

 

De piel moriega

y en caperuza

la muerte juega

ruleta rusa.

 

Covid se llama

el enemigo

y se derrama

como un ortigo.

 

Los héroes arman

cuartos de guerra;

jamás se alarman.

Nadie se aterra.

 

Miles de ancianos

son infectados

y los gusanos,

sacrificados.

 

De piel moriega

y en caperuza

la muerte juega

ruleta rusa.

 

Así es el fin:

trusa de acero;

un calcetín

con hilo y cuero.

 

La tela negra

plastificada

se desintegra

en su morada.

 

Cada forense

tira los dados

y el horno vence:

son inmolados.

 

De piel moriega

y en caperuza

la muerte juega

ruleta rusa.

 

HEMEROTECA: pro28ju20

 

Por Everardo Monroy

Periodista y escritor, originario de Huayacocotla, Veracruz, México. Es fundador del periódico Uno mas uno y laboró como reportero en los diarios El Diario de Chihuahua y Ciudad Juárez, El Universal, Diario de Nogales, El Sol de Acapulco, El Sol de Chilpancingo, El Diario de Morelos, La Opinión de Torreón, La República en Chiapas y de las revistas Proceso y Día Siete. Es autor de los libros Ansia de Poder, Nostalgia del Poder, El Difícil Camino del Poder, Tepoztlán: Cuadrónomo Extraterrestre, La Ira del Tepozteco, El Quinto Día del Séptimo mes, Complot Chihuahua: Matar al Gobernador, y Fusilados. Actualmente radica en Toronto, Canadá.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s